Desarrollando nuestro propósito y proceso

Hemos desarrollado un diseño en torno a un proceso sencillo y estratégico que conduce a las iglesias a través de etapas de fortalecimiento y crecimiento.

Contexto

1.1 Cual es el problema.  Nehemías 2:17

Por mucho tiempo nos hemos sentido estancados. Sin cambio, sin movimiento. No vemos el crecimiento que deseamos, las iglesias no crecen y no vemos un movimiento misionero y de plantación de iglesias.

Tenemos iglesias que se han sentido abandonadas por la DBC al igual que sus pastores.

También Iglesias fuertes que dicen no  necesitar de la DBC y que no muestran interés en involucrarse en el acompañamiento a iglesias hermanas más débiles, manifestando un individualismo eclesial.

Los bautistas hemos sido especialistas en desarrollar actividades y programas y  estos han sido parte de nuestra historia pero sin hacer parte de un proceso que nos haga crecer o llegar a algún propósito.

1.2 La solución que proponemos:  Nehemías 2:17b

Es importante unirnos en un mismo propósito y un proceso para alcanzar las metas y el llamado que el Señor nos está haciendo de extender su Reino, si no seguiremos viendo los mismos reportes y las mismas estadísticas cada año.

“Nos imaginamos una denominación donde cada iglesia Bautista en Colombia cumple la gran comisión, multiplicándose,  plantando nuevas iglesias y sirviendo a otras iglesias bautistas en este propósito”

1.3 La razón Nehemías 2:17c

Somos una denominación llamada a ser luz a las naciones.( Buscar la misión)

Nuestra denominación ejerce un papel importante  y vital de lo que Dios está haciendo en Colombia. Somos una iglesia histórica y tenemos que recuperar nuestro papel en la tranformacion de este país.

 

1.4 Este es el momento. Nehemías 2:18

Dios ha estado preparando las circunstancias. Dios ha estado trabajado. Dios ha originado un vivo deseo por la plantación de iglesias.

¿Evidencias?  Sentir a nivel nacional por la plantación de iglesias. Dios nos ha hablado e inspirado a través de diferentes formas ( Ejemplos: Fernando brandao, Alberto Gonzales, experiencia de facilitadores en Cuba, otros…)

Hay un clamor Nacional por un cambio, que rompamos paradigmas, que dejemos de hacer lo mismo.

Palabras claves

Primero que todo es importante definir y ponernos de acuerdo en algunas palabras claves en este proceso.

Claridad: La claridad es la capacidad del proceso de comunicarse y de ser comprendido por la gente.

Movimiento: Son los pasos secuenciales en el proceso que hacen que las iglesias avancen hacia mayores áreas de compromiso.

Alineación: Es la disposición de todos: La junta directiva, los facilitadores, los ministerios y del equipo alrededor del mismo proceso. Las energías de todos se movilizaran en la misma dirección.

Enfoque: Es el compromiso a abandonar todo lo que queda fuera del proceso ministerial de nuestra DBC. Eliminar lo que no es esencial y no nos ayuda a avanzar en el proceso. Esto incluye lo económico. 

Nuestro Propósito:

Ahora sí,  veamos cual es nuestra declaración de propósito:

“Existimos para establecer y fortalecer iglesias Bautistas que cumplen con la gran comisión.”

Esto define la clase de iglesias bautistas que queremos ser y tener en nuestra denominación.

Nuestro Proceso.

Este proceso es intencional y busca hacer que las iglesias se movilicen y avancen en el.

Cada iglesia es una obra en progreso. No queremos que una iglesia bautista permanezca en el mismo lugar durante años. Ayudaremos a que avancen en este proceso.

El proceso que hemos definido lo encontramos expresado dentro de nuestro propósito identificando tres palabras claves: “Existimos para establecer y fortalecer iglesias Bautistas que cumplen con la gran comisión.”

Evaluación del proceso.

  • Lo primero que haremos es saber en donde se encuentra cada iglesia dentro de este proceso y a donde deben llegar.
  • Estaremos evaluando si las iglesias están avanzando en el proceso.
  • Realizaremos los ajustes necesarios todo el tiempo.

Proyectos en construcción

  • Desarrollando identidad.
  • Proyecto Samuel II.
  • Acompañamiento pastoral.
  • Escuela de entrenamiento ministerial.
  • Equipo  coordinador de plantación de iglesias.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *